Reorientación de la política de la vivienda en Cuenca

Ciudad sostenible1

Una noticia ha puesto en alerta al EISCA (Equipo de Investigación sociológica de Cuenca Abstracta), por la gran cantidad de matices y dilemas que genera. Dice así: Precios de la vivienda : Los mayores valores provinciales se encuentran en Guipúzcoa (2.353 €/m2), Madrid (2.313 €/m2), Barcelona (2.186 €/m2) y Baleares (2.166 €/m2), mientras que **_el precio medio más barato entre las provincias españolas se localiza en Cuenca (688 €/m2),_** Teruel (696 €/m2), Ciudad Real (702 €/m2) y Lugo (728 €/m2)”.

Por este motivo, al observar la crisis existente en Cuenca en el sector económico en general, y en el de la construcción en particular, nos estimula a extraer y comentar los puntos más destacados de la obligación que posee este municipio para dar un salto cualitativo en política de vivienda. Esta transformación pasa por el impulso de dos grandes actuaciones: la vertebración de Cuenca como territorio central de los flujos socioeconómicos de esta provincia, y, simultáneamente por una apuesta dirigida a convertir nuestra ciudad en la capital ecológica del centro de España.

Sin poner nombres ni apellidos -ni nos gusta hacerlo aquí, ni es el momento de hacerlo-, lo cierto y verdad es que en los cuarenta últimos años, continuando un desdén prototípico que se arrastra desde el mismo siglo XIX, si algo caracteriza a esta ciudad es su mala política urbana y en especial en materia de vivienda.

ciudades-sostenibles-aprodel

Por esto venimos generando y expandiendo desde el PLANCIMARCU la idea de superar retos y subirse a los nuevos vehículos que se desplazan hacia la innovación en economía verde y circular. Algo que nos va a permitir no sólo incrementar la vivienda disponible, sino ocupar una posición destacada en un sector económico estratégico. Para ello Cuenca requiere cambiar su estética urbana en la zona baja y generar la rehabilitación funcional del Casco Antiguo. Todo esto pasa por no dejar los “planes” -ya aprobados- durmiendo en las carpetas y los cajones de las mesas de los políticos de turno. Lo cual necesita la urgente puesta en marcha de Programas Directos a Corto y Medio Plazo para la Urgente Aplicación del Desarrollo Sostenible de la Ciudad de Cuenca. Haciéndola en diez años más radiante y sostenible que nunca.

Nuestro proyecto de investigación no inventa nada, sino que se basa en estudios directos difundidos por el responsable máximo de la política de vivienda en México, Wolpert, que formó parte de una serie de foros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) sobre desarrollo urbano y regional, realizado en Francia los días 17,18 y 19 de mayo de 2017. “Un punto de partida sería explorar soluciones de gobernanza multinivel que permitan a las ciudades continuar desarrollándose de manera sostenible. Pero para llegar allí, primero debemos entender los temas en el centro de la toma de decisiones y la formulación de políticas entre los niveles de gobierno nacional y subnacional. Abordar los problemas subyacentes es esencial para hacer que el crecimiento sostenible sea una realidad para todas las ciudades, grandes y pequeñas”, expone la OCDE en un documento sobre desarrollo urbano sostenible.

Megaestructuras1

El análisis de este último documento prueba que el Ayuntamiento conquense debe liderar un plan específico de vivienda que incorpore la ejecución de esos programas, y debe hacerlo con la colaboración de la iniciativa privada, porque el sector público no puede asumirlo por sí solo. Luego es un grave error no mantener el diálogo conveniente con los bancos: sin temor a engrosar la deuda municipal a corto plazo, porque en un intervalo no muy grande de tiempo se recuperará el desembolso público inicial, a través de los propios impuestos municipales y el aumento de sus arcas tras ese impulso de las nuevas ocupaciones y ventas de las viviendas hoy cerradas. Es decir, siempre será más que razonable aumentar prudentemente la deuda para mejorar el acceso a la vivienda, un derecho fundamental que está siendo obstaculizado a miles de conquenses, y fundamentalmente a las generaciones jóvenes (entre los 25 y los 35 años de edad).

Lo que acabo de señalar se pone en marcha a través de un giro social de la política de vivienda pública en alquiler de Cuenca. Por supuesto, mucho mejor elaborada y más eficaz que la llevada a cabo por Colau en Barcelona. Es mucho mejor adaptar a nuestras necesidades la aplicada en el País Vasco. En resumidas cuentas, el Ayuntamiento, dejando perezas y burocracia a un lado, lo primero que debería hacer es crear durante 2019 una Bolsa de Vivienda Pública en Alquiler en Cuenca, controlando por supuesto la eliminación de cualquier “burbuja del alquiler”.

Según tienen explicado los profesores de Sociología de la Universidad Complutense Jesús Leal y Almudena Martínez (cfr., su trabajo “Tendencias recientes de la política de vivienda en España”, publicado en Cuadernos de Relaciones Laborales, 35(1) 2017: 15-41), el análisis de los instrumentos empleados muestra la dificultad para superar los efectos de la burbuja inmobiliaria y adaptarse a los cambios generados por las nuevas necesidades de los jóvenes, los mayores, los trabajadores extranjeros y los hogares más desfavorecidos. La inercia de una continuidad en las medidas aplicadas muestra la dificultad real para conseguir un cambio efectivo que impulse las viviendas sociales en alquiler y la alternativa de poder reconvertir las actuaciones sobre la oferta de suelo, la fiscalidad, la financiación y la propia intervención directa. Esto debe cambir, y en Cuenca, como transmitía implícitamente la propia noticia con la que se abre este artículo, con mayor motivo al desenvolver políticas que van contracorriente y resultar fundamentalistas o retardatarias.

Megaestructuras2

Desde PLANCIMARCU, tras el examen y la reorientación de la política de vivienda en Cuenca, esperamos que cuanto se ha dicho pase con toda eficacia a aplicarse adecuadamente, puesto que en estos instantes existe un medio jurídico-legislativo que el Ayuntamiento tampoco puede olvidar: el Real Decreto-ley 7/2019, de 1 de marzo, de medidas urgentes en materia de vivienda y alquiler. Un paso adelante que, con inteligencia y madurez nuestros gobernantes locales y regionales tienen la obligación de activar.

Retos y dilemas a los que se enfrenta Cuenca

Charcos en Carretería

(Foto: “Charcos en Carretería”)

La gestión de la ciudad de Cuenca está muy condicionada por los importantes cambios que es indispensable establecer en su entorno y que están relacionados, básicamente, con tendencias y condicionantes económicos, sociales, demográficos, territoriales, ecológicos, culturales y políticos. Podemos afirmar que no se puede dirigir la ciudad del siglo XXI, con estructuras del siglo XX y directivos del siglo XIX. Este precisamente viene siendo uno de los grandes trastornos de Cuenca a la hora de palpar su inmovilismo. Uno de los retos principales a los que han de enfrentarse sus habitantes.

Las ciudades más que acumulaciones de casas son concentraciones de oportunidades, de trabajo, de educación, de salud y de recreación, como decía el prestigioso arquitecto chileno Alejandro Aravena, galardonado con el Nobel de la Arquitectura en 2016. Hay que asegurarse de que tuviesen cada uno de estos elementos en vez de apuntar a la separación y segregación funcional, a la zonificación. “Una ciudad entendida como concentración de oportunidades nos lleva a medir la ciudad no por tamaño o población, sino por el tiempo empleado para hacer lo que tenemos y queremos hacer en ella”, destaca Aravena, que avala como “si hay sistemas de transporte eficientes, se puede extender; si hay barrios con multiplicidad de funciones integradas, la ciudad se puede comprimir”. Si gastamos demasiado tiempo para desplazarnos de un lugar a otro, señala el citado arquitecto que “los técnicos y las autoridades deberemos tomar medidas (restringir crecimiento, crear nuevos centros, eliminar la zonificación o invertir en transporte público de alto estándar) para que se recupere el sentido que nos hizo venir a las ciudades en primer lugar, que es tener una mejor calidad de vida”.

Con el librito promocional de La ciudad que necesitamos en mano, Eugenie Birch, co-directora del Penn Institute para la Investigación Urbana y Presidenta del Comité Directivo de la Campaña Urbana Mundial y una de las principales responsables encargadas de asegurar que la sociedad civil tenga voz en todo el proceso hacia Hábitat III, confiesa que se están creando debates intensos entre los grupos: “Estamos hablando de planificar ciudades para que sean económicamente fuertes, socialmente inclusivas, resilientes y medioambientalmente respetuosas. Los Estados no van a poder resolver todos estos temas por sí solos, necesitarán nuestro apoyo”.

Las Angustias.MRGómez de Fez

Sin embargo, como denota el análisis de entorno del PLANCIMARCU, extraído del primer módulo de esta investigación, Cuenca adolece de “una falta total de planificación”. Un terrible atolladero que está urgiendo su pronta solución. Las citas literales de los altos cargos políticos y directivos entrevistados afirman lo siguiente:

  • Es imprescindible planificar un cambio en Cuenca.
  • El principal inconveniente es la falta de continuidad de los proyectos. No se puede planificar por 4 años. No puede llegar el sucesor del político de turno y echar por tierra todo los que hizo el anterior.
  • Se nota una falta total de planificación. Todo va como a tropezones. Falta de entendimiento y de respeto a lo que hace la otra administración. Falta de apoyo de unos a otros, simplemente porque pertenecen a otra institución. No se piensa en los ciudadanos, es una competencia entre partidos e instituciones.
  • La ciudad es de todos. Tenemos que llegar a acuerdos, pensando en el bien de la ciudad.
  • Potenciar nuestros productos y crear una marca de ciudad, con una estrategia bien planificada.
  • Falta de participación ciudadana, no sólo porque es una ciudad bastante conformista, sino porque la gente no encuentra ninguna respuesta a sus demandas.
  • Caciquismo que hace que la ciudad no avance. A muchos no les conviene el cambio, sobre todo a gente que tiene monopolios y si vienen industrias o comercios de afuera, deberían innovar, saldrían de su seguridad, y eso no  les conviene.
  • El problema más grave que encuentran los entrevistados es la falta de empleo, de tejido industrial, una ciudad con el 70% de funcionarios, la despoblación, el envejecimiento de la población, el éxodo de los jóvenes.

En general se ve la necesidad de un cambio de dirección, especialmente en el Casco Antiguo al que, estando declarado como Patrimonio de la Humanidad no se le ha sabido sacar todo el jugo económico funcional que puede dar, como consecuencia de no haber ejecutado un plan de futuro, ni engranar una estrategia a medio plazo. Y planificar la ciudad del siglo XXI pasa por adaptarse a los nuevos tiempos, aprovechar sus oportunidades, el desarrollo y la apuesta por el sector cultural y el medioambiente e implicar a la ciudadanía para que recupere su protagonismo.

Es imprescindible, pues, rememorar la historia de Cuenca, sin olvidar que ha sido pionera en tiempos pasados: artesanía del marfil en época musulmana, rejería, cantería y un fuerte sector textil en época cristiana, arte abstracto en época moderna, música electroacústica en el MIDE. Y en nuestros días, Cuenca es una ciudad excelente para el impulso y la innovación del arte vanguardista ofrecido a partir de las nuevas tecnologías. Esto hay que aprovecharlo, y, ante unas élites incapaces de sacar a la ciudad de su decadencia, es preciso activar cuantas transformaciones generen un positivo reflujo social que, convencido de los bienes que deja asomar la innovación social,   imponga nuevos hábitos a la gobernanza tradicional de estas tierras y urja al cambio necesario.

Todo ello sin miedos de ninguna especie, porque la participación es buena por definición en términos de salud democrática. Por supuesto que existen algunas dificultades, empezando por hábitos de conducta retardatarios y propios de lo que antes se denominaba una “ciudad provinciana”, con múltiples redes clientelares muy cerradas que son un freno a la participación verdadera. Pero en 2019 esto ya debe dejar de existir; primero, porque lo demandan las nuevas formas sociales de convivencia, y, después, porque hay que dejar un mejor futuro a las generaciones venideras. 

Son retos, como se ve, que pasan por aunar esfuerzos conjuntos de política activa y de ciudadanía reivindicativa, algo que -como se verá en el segundo módulo de nuestra investigación- casi con toda seguridad vendrán a corroborar los expertos a los que vamos a pedir colaboración durante la próxima quincena, a través de nuestro Estudio Delphi específico.

Innovación social y empleo en Cuenca

Ascensores en POM,17.03.19_noticia_normal

Anteayer mismo, publicaba en Facebook que uno de los problemas más graves que padece en estos instantes la ciudad de Cuenca es el éxodo de la juventud mejor preparada, como consecuencia de la falta de empleo y la carencia de oportunidades. Y, ante ello, tras advertir la falta de colaboración interadministrativa entre la JCCM y el Ayuntamiento de esta ciudad arrastrada durante las legislaturas en que sus respectivos gobiernos pertenecen a formaciones políticas diferentes (o sea, PP/PSOE o a la inversa), exhortaba a encauzar ese contratiempo de un modo sistemático.

La fórmula más adecuada es que los representantes públicos respectivos trabajen de consuno, elaborando y poniendo en marcha con rapidez un PLAN DE RETORNO DEL TALENTO JOVEN EMIGRADO DE CUENCA. Una ambiciosa iniciativa dirigida a retener el talento joven en la ciudad y la provincia y, simultáneamente, a facilitar el regreso de los jóvenes que tuvieron que salir de estas tierras en los peores años de la crisis económica, agravada por los recortes sociales y laborales. Inciativa que debe contar con medios aptos que faciliten a dicho colectivo desarrollar un proyecto de vida propio y su carrera profesional en Cuenca.

¿Y esto cómo se hace? Han preguntado ya muchos; al tiempo que los más escépticos han mostrado sus dudas, e incluso han llegado a decir que es imposible alcanzar esos acuerdos. Es preciso, por esto mismo, advertir que el negativismo anticipado hay que dejarlo a un lado. Principalmente porque, si otros lo han logrado, ¿no van a poder hacer exactamente igual los conquenses?, por muy conformista que sea su temperamento e incluso dé jugo a la evasión autoexcluyente de su “ea” caractereológico. ¡Alguna vez tendrá que llegar el cambio! Y ahora es el momento, cuando van a abrirse las barreras electorales, de abrir nuevas puertas y cerrar las que se han demostrado que son arcaicas.

1526570908_cuenca-plaza-mayor-111,17.03.19

La base para resolver el dilema se asienta en un concepto primordial, y se llama “organización”. La opción directa en este sentido nos la ofrece la Ciencia de la Administración, que, en la subárea de los estudios sociolaborales, nos muestra una plataforma de acción política utilísima a estos efectos. Me estoy refiriendo a la ejecución del Plan Estratégico de Empleo de la Ciudad de Cuenca 2019-2023. Ha de ser un instrumento de trabajo del propio Ayuntamiento, en el que los políticos de turno no se asienten a vacilar o figurar en fotos, sino a implicarse directamente en una renovación ejemplar de los distintos departamentos municipales, y ejecuten servicios y programas vinculados a la promoción del empleo, manteniendo siempre una concepción amplia del empleo, que engloba también aspectos vinculados con las dimensiones de trabajo, educación y promoción económica de la ciudad.

Para ello debe contarse con un cambio total de iniciativas, transformadas en una gran acción política con consecuencias técnicas automáticas, dispuestas para la formulación de un pacto social según los nuevos esquemas de cooperación y responsabilidad social. Acorde con vocación de progreso a escala nacional e internacional y en que los ciudadanos conquenses sean el eje, el
principio y el fin último de la misma.

Cuenca 08,17.03.19

Con esto quiero decirles a todos los partidos -y sobre todo a los votantes respectivos- que ha llegado el momento de un implantar en Cuenca un innovador Liderazgo político, dirigido principalmente a poner en marcha un nuevo Municipalismo. Y los ciudadanos de Cuenca han de mentalizarse de que, si son la parte principal del problema, deben constituirse en los principales actores de la solución.

La apuesta para poner en marcha todo eso puede hallarse, en primer lugar, en crear el Observatorio ISEM-Cuenca. Este Observatorio para la Innovación Social y el Empleo engloba por sí mismo a un proceso y a un movimiento, y casi por definición, a una red o colectivo de diferentes actores. Por tanto es un concepto vivo que teniendo unas bases comunes que le identifican depende, en gran parte, del tipo de actores, organizaciones, entidades o movimientos que lo llevan a cabo, esto es, que imbuyen y desarrollan el mismo proceso de innovación social a través de unas acciones concretas.

Innovación social

Las administraciones a todos los niveles están viendo la necesidad de contar con
cláusulas sociales que favorezcan y fomenten una economía más justa basada en la Innovación Social, y en fórmulas que den respuesta a necesidades sociales y colectivas.

Los tipos de cláusulas sociales se agrupan según las siguientes categorías:

  • Relacionadas con el medio ambiente
  • Relacionadas con el empleo: inserción laboral de colectivos
    desfavorecidos, cumplimiento de normativa laboral, mantenimiento del volumen de empleo.
  • Comercio justo y respeto a los convenios internacionales.

De cara a la definición tanto de la Misión como la Visión del Observatorio, no debe perderse de vista un documento preciso, como por ejemplo un “Plan Director  2019-2023 -dentro del Área específica a crear en el nuevo Ayuntamiento salido de las urnas del próximo 26 de mayo- de Empleo, Economía e Innovación Social del Ayuntamiento de Cuenca”. Pasaría por ser el documento formal que plasme los objetivos que se plantean en esta materia y sobre todo por constituir una verdadera declaración de principios y definir una filosofía estratégica. Sin afán de protagonismo alguno, puede contarse a estos efectos con los profesionales que cuenta Cuenca Abstracta. Y con los cuales, si bien yo estoy ya jubilado, siempre cooperaré para sacar adelante un proyecto tan necesario como el descrito.

¡Cuenca debe cambiar y su futuro tenemos que escribirlo línea a línea!

maxresdefault,17.03.19

Análisis exploratorio del PLANCIMARCU

muy imp.-Vuelo sobre Cuenca. Turalia.gif

Hoy, 11 de marzo de 2019, hemos cerrado la recepción y transcripción de las entrevistas que se han venido realizando a lo largo del mes pasado en el PLANCIMARCU. Hechas de acuerdo con la estricta sujeción a la metodología adoptada, cabe anticipar que los resultados de este denominado Bloque I del Plan de City Marketing de Cuenca han conseguido todos los objetivos propuestos. Por ello, en primer lugar, estamos obligados a agradecer su implicación a todos los participantes -directivos, autoridades, administradores principales, gerentes, ejecutivos y líderes más significativos del quehacer rector de las entidades públicas, privadas e institucionales de la capital conquense- que han colaborado para que la situación real existente en esta ciudad en estos instantes se conozca sistemática y objetivamente. El grado de respuesta ha sido de un 60,71 por 100, que permite conceptuarlo como bastante alto, y por esto mismo obtiene una absoluta confiabilidad.

El Equipo de Investigación, en segundo lugar, considera asimismo que el trabajo de campo va a permitir avanzar en el camino emprendido, y, de esta manera, poder elaborar al final los escenarios de futuro que deben edificarse para que la prosperidad de Cuenca y de toda su provincia deje de ser una ilusión y se convierta en una realidad tangible paulatinamente.

Como botón de muestra de lo antedicho, y tras dar las gracias a la entrevistadora delegada -Silvia Gerstner- que se ha responsabilizado de esas entrevistas semiestructuradas, y lo ha hecho con una profesionalidad inestimable, podemos ya anticipar que todos los datos obtenidos los tenemos ya categorizados y codificados con sus correspondientes resultados. De los fundamentales, paso a paso, y conforme determinen las propias circunstancias de la investigación, iremos dando traslado a la opinión pública conquense. Por supuesto, fundados todos en el estudio sociológico sistemático de toda la serie de procesos ahí marcados. De la Tabla siguiente puede deducirse ya la enjundia del producto cualitativo obtenido (el compendio en bruto de las entrevistas, según las categorías y las subcategorías enmarcadas, anticipamos que posee más de cien folios, que valoraremos con la solidez científica que se posee a estos efectos).

(Puede consultarse esta imagen en el archivo en pdf, de Tabla Categorías y Códigos PLANCIMARCU)

Hacia un Marco Estratégico de la Gestión Municipal

Nunca debemos ser esclavos del pasado, sino arquitectos del futuro

Comer en las Casas Colgadas de Cuenca

Existe un tema muy relevante dentro del impacto potencialmente profundo de la Cuarta Revolución Industrial sobre la economía y la sociedad, y hace hincapié en la necesidad de no perder de vista la inteligencia artificial. José Luis Sancho, director de Accenture Digital, advirtió que esta revolución pasa por la suma de tres componentes: datos, inteligencia artificial y tecnología. “Lo que viene, lo que puede dar vértigo, son las tecnologías que puedan afectar a nuestro trabajo”, señala. 

En su opinión, serán las tecnologías de consumo las que ayudarán a la gente a adaptarse a estos cambios: “Esto es solo el principio”, añade al tiempo que habla de la tecnología como un “potenciador” de la inteligencia humana, una idea que también comparten empresas como Microsoft o Telefónica. “En 2020 se estima que habrá 25.000 millones de dispositivos conectados”.

Esta impactante corriente socioeconómica ha de poner en guardia a todos los conquenses frente al futuro inmediato porque, aunque muchas de estas cosas puedan sonar a ciencia ficción, resulta innegable que el sector empresarial ya está expectante ante lo que pueda venir. Así se desprende del último Barómetro de Innovación publicado por General Electric. Mientras que el 68% de los encuestados está dispuesto a asumir riesgos derivados de la innovación, el 81% confiesa que su mayor temor pasa por que sus empresas se queden obsoletas al no poder adaptarse a tiempo. Por ello, mejor tomar una decisión pronto: el 61% de los ejecutivos ya basa sus decisiones en el Big Data.

Esta determinación hay que conocerla y asentarla en Cuenca, conforme a cuatro tendencias “que ya están liderando la industria a un nuevo nivel, donde el intercambio de datos, interrupciones y nuevos modelos de negocios son cada vez más prometedores”. Especialmente hay que impulsar en esta ciudad los modelos de startups, para crear una cultura de la innovación dentro de las empresas de todos los tamaños. Para innovar, debe hacerse frente “a los retos internos de la cultura organizacional y crear un ambiente que valore la colaboración, la interrupción y que fomente la creatividad. Esto ya está sucediendo según el Global Innovation Barometer. En el momento de la contratación, las empresas están buscando candidatos con capacidad para resolver problemas (56%) y que sean creativos (54%). Por otra parte, los interesados ​​en la innovación señalan que las empresas deben incorporar los valores de las startups a sus empresas, como la flexibilidad (89%) y el trabajo a distancia (79%)”.

Río Júcar desde Puente San Antón

En sintonía con esto se halla Serbatic, una empresa fundada en 2006, especializada en la prestación eficiente de Servicios Profesionales de Tecnologías de la Información y Comunicaciones a grandes empresas, consultoras e integradores del sector tecnológico, tanto de forma presencial como a través de nuestros centros de producción. Esta empresa inauguró el 20 de diciembre de 2018 su nuevo Centro Tecnológico en Cuenca, un espacio en el que aúna talento juvenil, innovación y nuevas opciones de negocio para el futuro.

El teniente de alcalde y concejal de Urbanismo, Julián Huete, valoró muy positivamente la implantación de ese Centro Tecnológico, no sólo por ser una empresa “a la que avalan sus cifras en cuanto a número de trabajadores, facturación, horas de dedicación, proyectos, etc., sino porque, además, encaja a la perfección con el camino que ha diseñado el Ayuntamiento con su Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible e Integrado (EDUSI), con la que se apuesta decididamente por las TIC, la administración electrónica, la implementación y despliegue de una plataforma Smart City y por hacer de Cuenca un destino turístico inteligente”.

Sin embargo, esto es sólo un punto de arranque, porque Cuenca, además, se halla bastante necesitada de alentar e impulsar un Marco Estratégico de la Gestión Municipal. El “análisis de entorno” del PLANCIMARCU, que está llevándose a cabo en estos mismos instantes, está concentrado en el conocimiento y descripción que aborde, desde una visión multisectorial y plural, la situación de la ciudad, los grandes retos a los que se enfrenta, y las estrategias para afrontarlos. Y, a priori -veremos al acabar este mes de febrero qué nos deparan las entrevistas semiestructuradas que estamos realizando a los principales directivos de los diversos sectores de la ciudad-, todo parece indicar que no  hay  otro camino que  el de mejorar día a día, repensar  y buscar  nuevas fórmulas, soluciones nuevas a problemas nuevos de  gestión,  y  hacerlo  de  forma  compartida,  entre  todos  los sectores que aquí tienen su domicilio, el sector público al unísono, todos sus ciudadanos voluntaria y unánimemente, y el sector privado e institucional de igual manera.

San Antón El PerchelTodo lo anterior, entonces, requiere una visión de Ayuntamiento único al  servicio  de  la  ciudadanía,  con  un  sistema  de  gestión compacto e integrado basado en principios básicos como: 

  • Compromiso: “de y para” las personas. 
  • Colaboración: entre todos. 
  • Racionalidad: para la simplificación.
  • Responsabilización: buen gobierno.
  • Innovación: repensar hacia el futuro. 

Todo este contexto, que sacaremos de la valoración y el análisis de “nuestro entorno” ha de buscar siempre, por encima de subterfugios, disimulos o enclaustramientos, la satisfacción de la ciudadanía. Y esto, hay que abordarlo en un tejido inicial de limitación de recursos y de exigencias normativas y ciudadanas de mejora en la gestión, de avances hacia la gobernanza. En esta conformación la innovación es un instrumento que puede facilitar y aportar soluciones a ese  necesario progreso de la gestión pública local y de las propias organizaciones.

Lo cual pasa por integrar todos estos objetivos, relacionar la gran diversidad de instrumentos y métodos de gestión, el fomento de la visión de transversalidad; y, paralelamente una respuesta común y coordinada que debe de dar el Ayuntamiento a través de un nuevo Sistema de Gestión Integrado, dispuesto para hacer eficaz el Marco Estratégico de la Gestión Municipal.

Fases del Plan de City Marketing de Cuenca

 

fases del plan de city marketing de cuenca

Fases del Plan de City Marketing de Cuenca

El Plan de City Marketing de Cuenca puede concretarse a través de la ejecución de cuatro fases que se recogen en la Figura anterior.

El Plan se inicia con un diagnóstico de los cuatro principales elementos de marketing de Cuenca: la imagen, las infraestructuras, las atracciones y las gentes. Este diagnóstico puede basarse en que la imagen de Cuenca es inicialmente turística, administrativa, ciudad de servicios, universitaria, y cultural, si bien se aprecian ciertas diferencias en la percepción de los residentes, los visitantes y los inversores. Asimismo, se constata la existencia de infraestructuras tecnológico-comunicativas en ciernes y educativas de abolengo, el atractivo turístico del patrimonio cultural y universitario de la ciudad, así como el asentamiento artístico y la capacidad creativa de sus gentes.

A partir del diagnóstico orientativo, el Plan definirá como objetivos prioritarios de marketing el fortalecimiento de la imagen de Cuenca como ciudad del turismo, el descanso y la gastronomía, y como lugar atractivo para la implantación de empresas de tecnología aplicada al ocio y el tiempo libre. Dentro de la sociedad del conocimiento y la tecnología se podrían identificar cinco segmentos estratégicos en los que Cuenca posee o puede llegar a desarrollar una ventaja competitiva respecto a otras ciudades de su entorno regional: tecnologías del medio ambiente, tecnologías de la información y telecomunicaciones, economía de la sostenibilidad y nueva alimentación, domótica doméstica, y economía agroindustrial de integración regional. En estos segmentos estratégicos, el Plan definirá una estrategia de posicionamiento de Cuenca ante los inversores de la Unión Europea y de otras zonas de interés.

Finalmente, el Plan diseñará una estrategia funcional de marketing y un catálogo de acciones concretas dirigidas a mejorar la calidad de los servicios que presta Cuenca en el ámbito del conocimiento y la tecnología, establecer una red eficaz de distribución de la imagen de la ciudad en las metrópolis internacionales más avanzadas e impulsar su comunicación interna y externa.

Michael O’Hara, director de marketing para la GSMA, afirmó que con redes móviles robustas es posible impactar positivamente la vida de las personas y en las grandes urbes. “Las ciudades del futuro se enfocarán en experiencias de tecnología móvil para impactar la vida de las personas. Por ejemplo, grandes compañías de tecnología trabajan para que los asistentes médicos de las ambulancias puedan acceder a información de pacientes con solo capturar sus huellas digitales”, añadió O’Hara.

Simultáneamente, la última presión de sostenibilidad ha dado lugar al nacimiento de una serie de tecnologías orientadas al desarrollo sostenible conocidas como tecnologías medioambientales que son solo tecnologías de uso final, de corrección de problemas medioambientales producidos por causas varias. Es preciso ampliar este concepto para que incluyan también las de los productos y procesos más limpios y las tecnologías más eficientes.

Este marco más amplio puede contribuir no sólo a la mejora de las prestaciones medioambientales, sino también a la mejora de las prestaciones económicas, reduciendo costos y contribuyendo al desarrollo y la competitividad de las empresas que las utilizan.

300px-desarrollo_sostenible.svg

PLANCIMARCU realizará la confección de un gran escenario de tecnologías genéricas y áreas de aplicación que pueden contribuir al desarrollo sostenible en Cuenca, a partir del esquema siguiente:

  • Áreas tecnológicas genéricas

o Información y comunicaciones

o Biotecnología

o Nano y micro tecnologías

o Materiales avanzados

  • Aplicaciones

o Agricultura

o Tratamiento y gestión de aguas

o Tratamiento y gestión de residuos

o Tratamiento y gestión de substancias peligrosas

o Tecnología de vehículos

o Construcción

o Procesos industriales limpios

o Energía

En cuanto a los escenarios de futuro, hay que partir de la base –advertida por los autores más experimentados en la materia- de que el mundo real podrá caracterizarse por una mezcla de valores y tendencias socioeconómicas en conflicto permanente, más que nada porque se va viendo un estereotipo de escenarios generales, que ponen de manifiesto que:

  • Los sistemas socioeconómicos que se concentren sólo en el crecimiento no podrán implantar tecnologías medioambientales y llevarán a un futuro no sostenible.
  • Los que potencien la integración regional y la coprosperidad entre las regiones del mundo, si bien admiten la pluralidad de valores y el crecimiento equitativo, podrán dar lugar a un mercado mayor para las tecnologías medioambientales y mejorarán las posibilidades de alcanzar un futuro sostenible.

tecnología de desarrollo sostenible

(Foto de la VI Conferencia Internacional Ciencia y Tecnología por un desarrollo sostenible)

El mercado para las innovaciones tecnológicas sostenibles está limitado no por el numero de ellas, sino por la carencia de mercado en sí. Es decir, su desarrollo depende del tirón del mercado. Hay que recordar que, según puso de manifiesto Dearing, las innovaciones no sirven para nada si no hay un mercado para ellas. Y en este momento el mercado conquense de las innovaciones es muy precario y no está articulado.

Por todo esto, identificar las tecnologías de futuro es mucho menos importante que identificar el mecanismo de poner de acuerdo la base de investigación y la base de la industria para considerar juntos la oportunidad y retos de innovación con mercado. La identificación de ese mecanismo constituirá, por tanto, una finalidad esencial de PLANCIMARCU, que vendrá a realizarla con un examen estratégico indiviso; trabajado ya por el equipo investigador.

 

 

Imagen de marca de la ciudad de Cuenca

Cuenca-stock-photo-general-view-of-the-historic,29.12.18

La colaboración y las alianzas de los habitantes de Cuenca deben ponerse en marcha tras comprender que la marca, su Citymarketing, nace de escuchar las necesidades de la sociedad y del Gobierno de la ciudad.  El distintivo singular hace más humana la administración local. Frente a los modos de hacer política enfrentada y de combate de los partidos políticos conquenses sobresalientes, los ciudadanos deben anhelar que se extienda la clarividencia equilibrada de que la marca es afectiva y efectiva: “Es global, abierta, relacional, transparente y vigorosa. Moviliza mentes y actitudes a favor de los valores cívicos y hace cómplices a los ciudadanos. La marca acompaña al escudo de la ciudad que es tradición. Renueva los nuevos retos de la sociedad. Ofrece liderazgo al Gobierno local”, como ha expuesto Juan Andrés Buedo, en varias de sus obras.

De manera similar a como otras ciudades lo están haciendo, los nuevos gobernantes han de saber que para posicionar nuestra ciudad en el nuevo mapa económico y social necesitan ilusionar y enamorar a los convecinos, mostrar que se está haciendo un trabajo riguroso y con beneficio seguro para la ciudad, vencer el rechazo que a estas alturas genera la clase política entre tantos y tantos. Ojalá consigan los líderes en alza a través de este vademécum introductorio la confianza imprescindible para hacer la nueva ciudad de Cuenca entre todos los que la habitan. Ayudados de la comunicación pero, sobre todo, de la honestidad.

Descubrir, destacar y difundir los valores intangibles, los atributos y trabajar profundamente la diferenciación del proyecto político son las claves para conseguir una buena comunicación política. A ésta se une un concepto procedente del sector privado (“reputación corporativa”) que cada vez es más asumido por las organizaciones del sector público (necesitadas de reforzar su legitimidad de ejercicio, en medio de una crisis económica y política muy profunda). La reputación institucional es el reconocimiento por parte de los usuarios a la organización por sus acciones, compromisos cumplidos y actos y discursos. Está muy unida a la imagen e identidad de la organización: es su consolidación en el imaginario de la sociedad así como en el mundo real. De acuerdo al profesor de la Universidad Complutense de Madrid, Justo Villafañe,  “lo único que permanece es aquello que requiere del tiempo y del cumplimiento para lograrse. Este es el caso y la naturaleza de la reputación institucional”. Por tanto, como va­lor intangible de una organización pública no es fácil de mantener una buena reputación si no es gracias a una constante labor comunicativa y de cumplimiento de normativas éticas y culturales propias de la organización. El sector público, sin lugar a dudas, deberá seguir profesionalizando y mejorando su comunicación pública.

Los dirigentes políticos, económicos, sociales, culturales e institucionales, al igual que las personas más influyentes en la opinión pública de esta ciudad, tienen que  hacer un breve recorrido por los casos exitosos de diferentes ciudades. En ese trayecto rápidamente observarán que lo que impacta en ellas no son las metodologías, los procesos, ni los proyectos estratégicos, sino sus resultados, es decir, el conjunto de iniciativas y acciones que permitieron soñar a su gente, planificar su futuro, adelantarse a nuevos escenarios y crear con ello las condiciones para construir sus anhelos en un espacio y tiempo determinado. Si bien existe un gran número de instrumentos, especialistas y agentes en las tomas de decisión que tienen el conocimiento, las condiciones y la intención de producir los cambios, esto no es suficiente, ya que falta la variable más importante, que es la profunda convicción de querer hacer y producir los cambios“, más allá de lo cotidiano, con un “horizonte de tiempo sin tiempo” que traspasa y perdura con una mirada más trascendente, matiza Hernández Rojas (Vid. Edmundo Hernández Rojas, “City Marketing. Una potente herramienta de promoción”, en Café de las ciudades, revista digital, junio 2005, http://www.cafedelasciudades.com.ar/economia_34.htm.).

Fotos de Maite Bonilla en Descubriendo Cuenca, 26.10.18

El “Citymarketing”, es un proceso social y continuo de construcción, desarrollo y comercialización de una ciudad, con la perspectiva de que sea competitiva por sus recursos, servicios ofertados, localización, infraestructura, arquitectura y “atmósfera” o ambiente que trasmite. Su aplicación en la gestión del municipio, resulta funcional, en la medida que (1) Determina los servicios requeridos por los ciudadanos y estos manifiestan su satisfacción por ello (2) Aumenta el sentido de pertenencia y de participación ciudadana (3) Permite un buen posicionamiento frente a los otros municipios y (4) Eleva la imagen positiva de la “City” en beneficio de su renombre. Y evaluar la imagen de la marca y compararla con las de los competidores es un paso indispensable en el diseño de la estrategia de cualquier plan de “Citymarketing”.

De conformidad con lo expuesto, proyecto de investigación de Cuenca Abstracta a solicitar un singular y privativo apoyo a la mentada investigación, de cara a la realización de una amplia “prospectiva”. Es decir, un notorio y bien definido análisis estratégico que disponga una combinación de procesos participativos de previsión del futuro y de construcción de imágenes, orientados hacia las decisiones y las acciones conjuntas de hoy. La naturaleza participativa de la prospectiva la hace, en principio, adecuada para las actividades de planificación regional y local, dado que la importancia del diálogo democrático aumenta al incrementarse la proximidad y al disminuir la escala territorial.

Se asentarán de esta manera los fundamentos de la “marca City” en la participación ciudadana, pues son sus percepciones las que es necesario conocer, estudiar y analizar, con el propósito de determinar cómo se ven ellos mismos y cómo quieren verse. Es necesario, entonces, buscar las sutiles singularidades, pues precisamente son las que importan para convertirlas en elemento diferenciador, que sirva para distinguir esta “City” del resto de las que comparten ubicaciones similares y potenciar, así, la visión que se tiene de quienes la habitan, visitan o van de paso.

SLosMios Cuenca

En el instante de delimitar la ciudad que queremos los conquenses los protagonistas y los actores del “Citymarketing”, deben establecer –en consenso y estar de acuerdo– que la “City” tiene todo listo para estar a la vanguardia. Pero la falta de voluntad, liderazgo y, sobre todo, de un plan de acción, puede llevarlo al traste, pues es necesario saber hacia dónde va la “City” y qué puede ofrecer. En definitiva, es indispensable delinear un plan sólido de Citymarketing que permita que la “City” de Cuenca crezca en todos los frentes asociados: más turistas, un mejor posicionamiento para más congresos y ferias o la posibilidad de que talentos profesionales y empresas internacionales apuesten por esta “City” como lugar de residencia.